sábado, 3 de octubre de 2015

Escorias

dejando escorias
a nuestro paso

escorias que laceran
los pies descalzos
de quienes vienen detrás

cada palabra es escupida
                                   como una cizaña

no nos importa cuántas puntas tiene
ni dónde irá a parar

es como si tuviésemos miedo
a vagar por la vida decorados

la sin razón se nos instala
en el consciente

donde es imposible
detectar sus huellas

los espacios libres
son cada vez más estériles

porque en los pies se nos ha instalado
la urgencia
como una máquina
                          sin botón de "pare"

nos obliga a escalar
sin ver las cabezas que pisamos

y cuando es el momento de saltar
aunque haya heridas

la muerte nos sostiene la mano

No hay comentarios: