miércoles, 20 de agosto de 2014

Luchas

se nos vació el corazón
aquel día

la neblina con un candado
en la barriga

y tuvimos miedo
cuando casi se nos va el sentido

teníamos a merced
el aliento agrio
de la muerte

las uñas cortantes
de la soledad

y aunque ellos no pudieron
fueron nuestro néctar

cuando logramos luchar

y perdimos aún más
pero no descansamos

esperamos el momento oportuno
la belleza de la Paz

su amor y el nuestro
entre sombras

irrumpiendo el instante

a la hora
de soñar


No hay comentarios: