miércoles, 27 de abril de 2011

Canto blasfémico ( Vida blasfémica)

Mi vida muerta,
muere y vive
en cada partícula
de este minuto interminable.

Dulce bilis
prisionera de la Libertad.
Historia de lo desconocido,
inevitablemente serás.

Espinosa flor,
colorida sepia
que a mi sonoro corazón
tratas de callar.

Palabras huérfanas de voz
se guarecen
en mi racional inconsciente.

Y mi amor odioso
te sujeta sin manos,
huele tu insípida piel
perfumada de vos...

Ya el seco rocío
y la bruma transparente del mar
me cobijan de frío.

Ya debo partir en mi sitio,
escuchando el dulce canto
de la blasfemia.

7 comentarios:

Dino dijo...

Gastón

El ser humano ha creado una vida blasfémica deliberadamente, alimentada de dioses aparentes que sólo han derivado en una vida neurótica. Da rabia y angustia seguir prácticamente volcados en contra de nosotros mismos.Muchos hay que se levantan con palabras huérfanas de voz porque no tienen un respaldo.

Es trascendente tu poesía, construyes a base de invitar con tus versos, a que rompamos con el mundo actual desde lo individual.

Caminas descalzo por un camino sencillo, con un lenguaje cotidiano, redescubriendo temas importantes.

Tu poesía debe ser publicada por todos los medios posibles.

Saludos fraternos

Pringas dijo...

Increíblemente me encuentro con este maravilloso comentario y porsupuesto con esta maravillosa poeta. cualquier cosa que pudiese yo decir, estaría demás al lado de tu magnífico análisis.
Que bello todo esto, uno a veces no entiende como puede lograr REVOLUCIONAR los sentimientos del otro, eso para mí es mágico.
Gracias y mil gracias por tu amistad incondicional.
un abrazo interminable.
Gastón

Anónimo dijo...

:) YANI

Adolfo Payés dijo...

Sé que paso poco tiempo por tu espacio, por los blog.
Lo siento pero siempre disfruto de tu espacio..

Te dejo un abrazo
Con mis
Saludos fraternos de siempre..

Que disfrutes del fin de semana....

"Alumine" dijo...

La irreverencia a la autenticidad, tantas veces ansiados de la aprobación y ser parte de algo termina haciendo sentir al ser al filo del vacío.
Verdad que pasa mucha gente por nuestras vidas pero es regla esencial quedarse con lo que es genuino.
Me debía el tiempo de pasar por tu espacio.
Saludos compañero de letras!!!

Pringas dijo...

Querida Alu, siempre mi espacio se honra cada vez que recibe tu maravillosa, visita,gracias por tus palabras.
Besos auténticos.
Gastón

Pringas dijo...

Querido Adolfo, ha habido un problema en Blogger, que me permitió ver tu comentario solamente un segundo después todo se tildó y el mensaje no volvió a aparecer hasta hoy.Me pone muy felíz que te guste mi humilde blog, y más aún tu paso por él.
Un gran abrazo.