domingo, 20 de marzo de 2011

Imposible




Es tan imposible
como que a la voz
le quitemos los labios,
la lengua y el rubor.

Es tan imposible
como virarle a la vida
la espalda y la razón.

Como poder habitar
el sol o de rojo
a azul cambiar
la sangre de color.

Como no amar a un
niño y su labor.
Como pisar el fruto
del amor.

Es tan imposible
como beber
la lava y su vapor.

Es tan imposible
como desempolvarle
al cielo cada rincón.

Como que un día
el Dolar persuada
mi ilusión.

Es tan imposible
detenerte...

Toma mi mano
y llévame contigo...

Corazón.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

me encanta!!! Yani.

Pringas dijo...

Gracias Yani, por pasar.
Un beso.
Gastón

María Cecilia Basciano dijo...

Qué bello Gastón! tus palabras conmueven, hacen sentir en el cuerpo, en el corazón, qué mejor halago para un poeta no?

Pringas dijo...

Ninguna duda Cecilia. Gracias por tus palabras, es increíble para mí viniendo de una poetisa tan grande como vos.Me emocionan.

Besos halagados.